Para rendir en los estudios es necesario estar en buena forma física y mental:
men sana
in corpore sano

Dormir lo suficiente
Es necesario descansar bien durante la noche, con un sueño reparador que debe ser de unas 8 ó 9 horas. Si no descansas bien, no estarás en forma al día siguiente para aprovechar las clases y mucho menos para estudiar después en casa.

Buena alimentación
A través de la alimentación suministramos a nuestro cuerpo la energía que necesita para todas las funciones que desarrollamos.
Si la alimentación que le suministramos no contiene todos los nutrientes necesarios, la respuesta de nuestro cuerpo, y de nuestra mente, no será la adecuada.

Es necesario comer de todo y tener una dieta variada, tomando vegetales, huevos, leche, carne, pescado y fruta. Cada tipo de alimento nos proporciona unos elementos diferentes, necesarios para mantener la salud.

Hay que desayunar fuerte, para que tengamos energía suficiente para afrontar la jornada escolar.

Ejercicio físico
La actividad física es saludable. No se trata de hacer ejercicios agotadores, sino de mantener un cuerpo en buenas condiciones físicas que nos ayudará a tener una mente más despierta.

Buena salud mental
Tener alegría y entusiasmo por la vida; sin complejos ni traumas aunque tengamos limitaciones. Ninguna persona es perfecta y todas tenemos carencias y limitaciones. Debemos ser realistas y conocer nuestras posibilidades, sacando de ellas el máximo rendimiento posible.

También hay una salud social
Hay que procurar ser receptivo con los demás, comprensivo, generoso (procurar ver lo positivo de los otros), colaborador, evitando el egoísmo y la agresividad. Todo esto nos hará sentirnos mejor en el grupo y desarrollar mucho más fácilmente nuestras capacidades.


¿Cómo estudiar? | 1. Estar en forma | 2. Organizar el trabajo | 3. ¿Cómo lees?
| 4 | 5 | 6 | 7 | 8 | 9